Actiage

¿Cómo mantener hábitos saludables en las fiestas?

¿Cómo mantener hábitos saludables en las fiestas?

Llegan las fiestas, las comilonas, las celebraciones, las copas con los amigos… en esta época puede parecer complicado mantener hábitos saludables, pero no lo es tanto si tenemos en cuenta unos cuantos consejos y no nos excedemos ni con la comida, ni con el alcohol.

Índice

Consejos alimenticios

Lo primero que debes tener claro es que se puede disfrutar de las fiestas sin necesidad de abandonar un estilo de vida saludable, ya que no nos vamos a divertir más por comer peor o por beber más alcohol.

Además, son muchas las recomendaciones que podemos seguir para seguir cuidando nuestra alimentación en medio de esta vorágine de fiestas y celebraciones:

1- Usa un plato. Si la comida se sirve en forma de cóctel o autoservicio, coge un plato (a poder ser, no muy grande), para ir sirviendo en él o que vayas a comer y así controlar mejor las cantidades. Además, un plato te ayudará a no estar todo el rato pegado a las mesas o bandejas de comida. Al coger menos cantidades, comerás menos calorías.

2- Come alimentos ricos en nutrientes y saciantes. Este tipo de alimentos te aportarán los nutrientes que necesitas y, a la vez, te permitirán comer menos cantidad de comida si te sientes lleno antes. Frutas, verduras, carnes magras… se pueden hacer comidas ricas y saludables con ellos.

3- Elige bebidas bajas en calorías y con poco o nada de alcohol. No pasa nada por tomarse una copa de vino, una cerveza o un champán, pero no abuses del alcohol. No solo es perjudicial para tu salud, sino que te dará una terrible resaca al día siguiente. Alterna las bebidas con alcohol con otras más saludables como agua, refresco light, cerveza sin alcohol, té o infusiones, etc.

4- Nunca llegues con el estómago vacío. Llegar a una celebración con el estómago vacío y mucha hambre es lo más peligroso que puedes hacer. Para evitarlo, tómate un refrigerio saludable antes de acudir, como una fruta, un puñado de frutos secos, una tostada de pan integral con aguacate… Así no sentirás tanta hambre y podrás controlar mejor lo que comes y, sobre todo, cuánto comes.

5- Lleva algo saludable. Si te ha tocado llevar algo a la comida, ya sean entrantes, plato principal o postres, opta por una opción saludable como crudités y salsas para los entrantes, pescado al horno como plato principal o brochetas de frutas para el postre.

6- Planifica los menús. No solo los menús de las celebraciones que te toque preparar, en los que puedes elegir opciones bajas en grasas y azúcares, sino los del resto de la semana para asegurarte de que el resto de los días sigues comiendo de manera saludable y equilibrada.

7- No intentes perder peso en estas fechas. Si estás en una dieta para perder peso, sé realista y no trates de seguir perdiendo peso en fiestas, concéntrate mejor en no ganar kilos y mantenerte como estás antes de empezar.

8- Comer no es lo único. Las celebraciones y comilonas son lo principal de estas fiestas, pero no lo único. Puedes hacer otras actividades saludables y divertidas, como salir a pasear, ir de excursión a la montaña, hacer acciones solidarias y voluntariado…

9- Elige con cuidado en los restaurantes. Si comes fuera de casa, seguro que tienes varias opciones de platos a elegir. Opta por ensaladas y verduras a la plancha para los primeros platos y por pescado al horno o a la plancha para los segundos. Asegúrate también de que los acompañamientos son ensaladas o verduras al horno. Y si las raciones son muy grandes, con un solo palto puede ser más que suficiente. Evita salsas que contengan crema, nata, etc.

11- Dependiendo de tu personalidad, intentar ser más o menos estricto puede volverse en tu contra. Sin embargo, aunque suene contradictorio, si sabes que terminarás dejándote llevar, puedes planificar tus comidas favoritas para incluirlas dentro de tu presupuesto calórico sin sentir remordimientos. Incorporar ayuno intermitente (si ya estás acostumbrado a hacerlo), podría ser una buena idea para manejar el volumen de energía entrante.

12- Hagas lo que hagas, ¡relájate y disfruta! Evita darle vueltas excesivas al tema y vuelve a tu rutina normal los días no festivos.

Otros consejos para mantenerte sano también en fiestas

- Realiza ejercicio físico. No todos los días son fiesta, así que aprovecha los días entre celebraciones para seguir con tu rutina de ejercicio. Recuerda que lo recomendable es realizar unos 150 minutos de actividad aeróbica y unas 3 sesiones de ejercicios de fuerza/entrenamiento a la semana.

Para mitigar los excesos en el consumo de carbohidratos en particular y de energía en general, puedes realizar un ejercicio de depleción de glucógeno (tales como una sesión intensa de mancuernas o ejercicio aeróbico de alta intensidad). No utilices este entrenamiento como una excusa para comer de más, pero sí para redirigir los excesos a la construcción de masa muscular. Para ello, deberás elegir platos ricos en proteínas y con acompañamiento de verduras saciantes: resultará difícil realizar excesos muy grandes en base a comidas de este tipo y son ideales para construir músculo. Puedes ir probando los sabores de otros platos, pero esta será tu base, de forma que sabrás que podrás obtener beneficios, aunque no lleves tu dieta a rajatabla.

- Duerme y descansa. No hay problema en que te excedas uno o dos días acostándote más tarde y saliendo de fiesta hasta las tantas de la madrugada, pero procura que no sea la tónica de toda la semana e intenta acostarte el resto de los días a tu hora para descansar unas 7 u 8 horas diarias.

- Buenos propósitos. Aprovecha los propósitos de año nuevo para mejorar tu salud. Dejar de fumar o hacer más ejercicio son los más habituales, pero hay muchas cosas que puedes mejorar, como respetar tus ritmos circadianos, reducir el estrés, empezar a practicar mindfulness, aumentar tu contacto con la naturaleza, mejorar tus relaciones sociales…

- Cuida tu piel. En esta época es normal maquillarse más, relajar los hábitos de limpieza facial… procura cuidar tu piel y seguir lavándola a diario, así como usar cosméticos adecuados según tu tipo de piel para cuidarla en estas fechas en las que el alcohol y las comidas menos saludables pueden dañarla más.

Ideas clave

  • Para no descuidarte en las fiestas, debes cuidar tu alimentación, comer alimentos ricos en nutrientes y saciantes, elegir bebidas bajas en calorías y con poco o nada de alcohol, planificar los menús, no acudir a las celebraciones con el estómago vacío, elegir con cuidado en los restaurantes, realizar un ejercicio de depleción de glucógeno y, ante todo, disfrutar.
  • También es importante que sigas haciendo ejercicio físico, duermas bien, revises tus propósitos para el año nuevo y cuides tu piel.

ActiAge es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

También te puede interesar

×