Actiage

Propiedades medicinales del resveratrol

Propiedades medicinales del resveratrol

El resveratrol es una molécula natural que se encuentra en el vino tinto y otras plantas que ofrece muchos beneficios para la salud, incluido el retraso del envejecimiento. ¿Cómo consumirlo?

Índice

¿Qué es el resveratrol?

El resveratrol es un compuesto antioxidante natural presente en numerosas plantas y frutos. Es una molécula de origen vegetal compuesta de 3 carbonos que forma parte de la familia de los polifenoles (sustancias químicas que contienen más de un fenol). Es una antioxidante con un gran valor nutricional y medicinal.

Esta sustancia es producida por algunas plantas como defensa frente a factores estresantes que pueden afectar a su integridad, como infecciones por bacterias u hongos, frío intenso, lesiones, restricción hídrica, etc. Es decir, en las plantas actúa como fitoalexina, mostrando la capacidad de inhibir el progreso de ciertas infecciones.

Aunque su estudio científico llevan desarrollándose desde hace 30 años, la medicina antigua ya utilizaba extractos de plantas que contienen resveratrol desde hace más de 2.000 años.

El resveratrol existe en forma de dos isómeros: trans-resveratrol y cis-resveratrol. El trans-resveratrol se considera la forma más activa de resveratrol y, por lo tanto, es el que encontraremos en la mayoría de los suplementos del mercado. Dado que la molécula de trans-resveratrol es sustancialmente diferente a la de cis-resveratrol a nivel bioquímico, a pesar de que esta última se considera de menor actividad biológica, sigue siendo un antioxidante con funciones antinflamatorias, anticancerígenas y de expresión génica diferenciales. Las fuentes naturales de resveratrol contienen cantidades muy pequeñas de ambos isómeros.

Propiedades del resveratrol

Se le han atribuido múltiples beneficios para la salud que parecen estar relacionados con su capacidad para activar unas proteínas denominadas sirtuinas, una clase de enzimas que resetean el cuerpo durante el ayuno, reparando los genes y las células dañados o enfermos, por lo que son esenciales para vivir más.

El resveratrol se descubrió estudiando las propiedades del vino tinto en la salud. En Francia, por ejemplo, las enfermedades cardiovasculares eran más bajas en comparación con otros países a pesar de llevar una dieta rica en grasas saturadas, lo que se atribuía al consumo de vino tinto. Diversas investigaciones relacionadas con los efectos beneficiosos para la salud de los polifenoles del vino destacaron el resveratrol como la causa principal.

Entre las propiedades in vitro de esta sustancia destacan su capacidad anticancerígena, antiinflamatoria, antiagregante plaquetario o de protección frente a enfermedades cardiovasculares. Asimismo, actúa también como fotoprotector, previene alteraciones del sistema inmunológico, activa el proceso de apoptosis (muerte celular programada), protege a los espermatozoides y a los glóbulos rojos de la oxidación, activa proteínas que retrasan el envejecimiento celular, etc.

No obstante, sus propiedades in vivo no están tan claras; aunque sí hay estudios que le atribuyen beneficios sobre el sistema cardiovascular, para tratar la diabetes o para aumentar la vida útil. Esta discrepancia es debida a la baja biodisponibilidad que tiene el resveratrol, es decir, la absorción del resveratrol por el organismo es buena, pero luego apenas llega a los tejidos en las concentraciones necesarias para obtener todos sus beneficios ya que las vías metabólicas dejan solo una pequeña parte de resveratrol libre en sangre.

En cualquier caso, el estudio de esta molécula se está centrando en los siguientes posibles beneficios:

1- Previene contra el cáncer: en modelos de laboratorio, una cantidad diaria de resveratrol similar a la que contienen dos vasos de vino tinto reduce en un 50% los tumores del intestino. En estudios in vitro, tiene efectos en la iniciación, promoción y progresión de las células tumorales ya que 15μM pueden inhibir la ciclooxigenasa 1 (COX-1), un enzima muy activa durante la progresión tumoral. Al principio del desarrollo de las células tumorales, actúa inhibiendo la formación de radicales libres en células de leucemia (cáncer de sangre) y en células de hepatoma (tumor del hígado). Por lo tanto, el resveratrol administrado in vitro tiene efectos antitumorales.

2- Previene el Alzheimer: puede ser beneficioso para el Alzheimer al interrumpir un paso clave en el desarrollo de esta patología neurológica. Además, un ensayo clínico que probó el suministro de dosis elevadas de resveratrol a largo plazo en personas con Alzheimer no muy grave confirmó la estabilización de un biomarcador de este trastorno que disminuye al avnazar la enfermedad, por lo que puede ralentizar su avance. 

3- Mejora el sistema inmunológico: el resveratrol y el pterostilbeno, presente en los arándanos, estimulan el sistema inmune gracias a sus antioxidantes.

4- Protege contra el envejecimiento: ayuda a proteger las sinapsis entre las neuronas del daño causado por la edad. Su actividad antioxidante ayuda a inhibir la respiración mitocondrial en mitocondrias cerebrales aisladas, protegiéndolas del envejecimiento. Además, inhibe la actividad del complejo III por competición con la coenzima Q, disminuyendo la producción de radicales libres, evitando el daño en las células. 

5- Protege de las enfermedades cardiovasculares: este compuesto natural puede reducir la rigidez de las arterias en algunas personas con diabetes tipo 2, posiblemente al actuar sobre la rigidez aórtica. La agregación plaquetaria es inhibida por el resveratrol tanto in vitro como in vivo. Se cree que este efecto está producido por la unión a los canales de calcio, que inhiben la producción de trombina, lo que se traduce en efectos beneficiosos sobre el sistema cardiovascular al evitar la formación de trombos. Además, puede evitar el acúmulo de triglicéridos que aumentan el riesgo de enfermedades cardiovasculares. 

6- Actúa como un estrógeno natural. La estructura química del resveratrol presenta bastantes similitudes con estrógenos sintéticos, por eso se han llevado a cabo varios estudios para saber con exactitud cuál es su capacidad para actuar como un fitoestrógeno. Las conclusiones son que el resveratrol funciona como un superagonista, es decir, produce una respuesta mayor en el organismo que el estradiol natural.

7- Regula la acumulación de grasa. El resveratrol regula la lipólisis, ayudando a disminuir la acumulación de grasa. Ello es debido, en parte, a un aumento en la movilización de lípidos que evita la acumulación de triglicéridos, por lo que puede evitar la obesidad. 

En resumen, el resveratrol podría llegar a ser uno de  los componentes básicos del “elixir de la juventud”. Sin embargo, la biodisponibilidad parece limitar sus efectos.

Con respecto a la longevidad, tiene 2 aspectos a su favor: su alta capacidad antioxidante que ayuda a reducir el estrés oxidativo y el aumento de la actividad de la enzima sirt1, una de las 7 sirtuinas relacionadas con la longevidad. 

No obstante, también hay varios estudios en modelos animales que demuestran que no se puede prolongar la vida con resveratrol. En uno de ellos, el resveratrol mejoró la salud sin extender la vida útil. De manera similar, las dosis farmacológicas de resveratrol retrasaron el envejecimiento vascular, pero no prolongaron la vida útil de las ratas Wistar. En 2006 se demostró que el resveratrol aumentaba la esperanza de vida media en ratones con una dieta alta en calorías. Una dieta alta en calorías (HCD) acortó la esperanza de vida media al aumentar la muerte prematura, y el resveratrol evitó ese acortamiento, pero no extendió la esperanza de vida más allá de la dieta estándar de control. Por lo tanto, el resveratrol puede revertir el acortamiento de la vida causado por el HCD, pero no prolonga la vida útil normal según estos estudios.

Otros estudios realizados en roedores muestran que la suplementación con resveratrol reduce el peso corporal y la masa grasa, mejora la sensibilidad a la insulina, reduce el colesterol, aumenta la condición física y la biogénesis mitocondrial. Los mecanismos moleculares que posiblemente conducen a tales cambios incluyen la transcripción génica alterada y la activación de SIRT1, la quinasa activada por AMP (AMPK) y el coactivador 1-alfa del receptor gamma activado por el proliferador de peroxisoma (PPARGC1A). Sin embargo, es cierto que algunos modelos de ratón no se beneficiaron del tratamiento del resveratrol en la misma medida que otros. Por lo tanto, aunque puede haber un efecto moderado de la suplementación con resveatrol en parámetros como la sensibilidad a la insulina, los datos son inconsistentes. Asimismo, los ensayos de suplementación con resveratrol en humanos informan hallazgos controvertidos. Por lo tanto, hacen falta más estudios. 

¿Dónde se puede encontrar el resveratrol?

Está presente en numerosas plantas y frutos como los maníes, las moras, los arándanos y, en especial, las uvas negras (y, por lo tanto, en el vino tinto). De hecho, este compuesto fue descubierto por primera vez en la planta de la vid ya que su mayor concentración se encuentra en la piel de la uva negra.

Pero, como decíamos, también se puede encontrar en el mosto y los zumos no fermentados de uvas, la uva fresca, las uvas pasas, las frambuesas, el chocolate negro, las moras, las bayas, los cacahuetes, las nueces, las avellanas y las almendras y, por supuesto, en suplementos alimenticios antienvejecimiento.

¿Cuánto resveratrol se debe tomar?

A pesar de todos los estudios que se han hecho al respecto, todavía no se sabe con seguridad cuánto resveratrol tienen que tomar los seres humanos, a través de qué alimentos o de qué manera para conseguir estos beneficios que, como hemos dicho, son mayores por el momento in vitro que in vivo. E incluso han sido cuestionados por algunos estudios en ratones.

Por lo tanto, aún queda mucho por estudiar para saber cuánto resveratrol y en qué forma (medicamento, suplemento, alimentos…) debemos tomarlo para conseguir estos beneficios. Mientras tanto, incluir en tu nutrición los alimentos que lo contienen, como las uvas negras, seguro que favorece tu salud no ya sólo por este compuesto sino también por el resto que siempre están presentes en productos naturales.

 

Producto antienvejecimiento

Ideas clave

  • El resveratrol es un compuesto antioxidante natural presente en numerosas plantas y frutos.
  • Esta sustancia es producida por algunas plantas como defensa frente a factores estresantes que pueden afectar a su integridad.
  • Tiene múltiples beneficios para la salud relacionados con su capacidad para activar las sirtuinas.
  • Presenta muchos beneficios en estudios in vitro, pero sus propiedades in vivo no están tan claras.
  • Entre los beneficios para la salud encontramos prevenir contra el cáncer, prevenir el Alzheimer, mejorar el sistema inmunológico, proteger de enfermedades cardiovasculares, actuar como estrógeno natural, regular la acumulación de grasa.
  • Está presente en numerosas plantas y frutos como los maníes, las moras, los arándanos y, en especial, las uvas negras (y, por lo tanto, en el vino tinto). De hecho, este compuesto fue descubierto por primera vez en la planta de la vid, y su mayor concentración se encuentra en la piel de la uva negra.
  • A pesar de todos los estudios que se han hecho al respecto, todavía no se sabe con seguridad cuánto resveratrol tienen que tomar los seres humanos, a través de qué alimentos o de qué manera para conseguir estos beneficios que, como hemos dicho, son mayores por el momento in vitro que in vivo. E incluso han sido cuestionados por algunos estudios en ratones.

Enfermedades relacionadas

Fuente:

  • Fort AT. State of the Art in Anti-Aging trends. Clin Geriatr Med 27 (2011) 507-522
 
  • Orozco Rios AM, López-Velarde Peña T, Martínez-Gallardo Prieto L. Estrategias para un envejecimiento exitoso. Revista Española de Geriatría y Gerontología. Volume 51, Issue 5, Sept-Oct 2016, Pg. 284-289
 
  • Resveratrol: distribución, propiedades y perspectivas. Juan Gambini, Raúl López-Grueso, Gloria Olaso-González, Marta Inglés, Khira Abdelazid, Marya El Alami, Vicent Bonet-Costa, Consuelo Borrás, José Viña. DOI: 10.1016/j.regg.2012.04.007
  
  • Pallauf K, Günther I, Kühn G, Chin D, de Pascual-Teresa S, Rimbach G. The Potential of Resveratrol to Act as a Caloric Restriction Mimetic Appears to Be Limited: Insights from Studies in Mice. Adv Nutr. 2021 Jun 1;12(3):995-1005. doi: 10.1093/advances/nmaa148. 

Redacción: Irene García

Supervisión editorial: Tomás Duraj

ActiAge es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

También te puede interesar

×